viernes, 10 de febrero de 2012

El fin del mundo

En todas las culturas y religiones han existido profecías cuyo objetivo es controlar el destino prediciendo el futuro. Desde el Oráculo de Delfos (al que miles de personas acudían para conocer su futuro) hasta nuestra época, los hombres han intentado averiguar qué les depara el futuro.



Posiblemente, y debido a su proximidad, la más famosa sea la profecía del 2012. Según los oráculos mayas, el 21 de diciembre de 2012 será el último día de la Tierra. El principal fundamento de esta teoría es el fin de un ciclo estelar con el que su calendario acaba misteriosamente, junto al hecho de que todas las profecías se hayan cumplido. Os dejo un enlace con información de las profecías mayas y otro aquí con los argumentos para creer en la veracidad de esta teoría.


Muchos investigadores han hallado similitudes con otras culturas que también vaticinan el fin del mundo en este año.

En la cultura egipcia encontramos una serie de jeroglíficos en la Gran Pirámide de Giza que representan un código matemático que predice el día del Juicio Final, que tendría lugar en este siglo XXI. El faraón Keops mandó grabar en ella la historia de Egipto desde el 4000 aC, y su futuro. El fin del mundo es datado ebntre 2001 y 2030.Además, en ella se da una fecha para el nacimiento del Anticristo: 1936. Sin embargo, los egipcios tienen numerosos escritos sobre situaciones hipotéticas de caos.



En 1947, en el desierto de Judea, se encontraron siete rollos de manuscritos de más de 2000 años de antigüedad en los que se describía la última gran guerra, la que acabaría con la humanidad a manos de los ángeles. Son los llamados Manuscritos del Mar Muerto. Esto ha llevado a muchos investigadores a creer que nuestro destino está escrito en ellos.

La religión cristiana trata este tema en el Apocalipsis, situando el fin del mundo como una consecuencia de la ruptura de siete sellos, que provocarán la venida de los Cuatro Jinetes del Apocalipsis: Guerra, Hambre, Peste y Muerte. El 7 es un número muy recurrente en la Biblia, y algunos personajes históricos como Hitler han creído que tenía ciertas connotaciones mágicas.También en el cristianismo se hablan de la Gran Tribulación, anunciada por Jesucristo a sus discípulos: siete años de calamidades cada vez más intensas que culminarán con el fin del mundo. 

Los Cuatro Jinetes del Apocalipsis
Además, la Biblia hace numerosas referencias a un final catastrófico de la ciudad de Babilonia (en el actual Irak) provocado por guerras nucleares. 

La venida del tercer Anticristo también es otra teoría barajada por el cristianismo, según la cual un líder seducirá a la humanidad y causará su extinción. Nostradamus, en sus profecías, les da nombre: Napoleon Roy (ídentificado con Napoleón Bonaparte), Hister (Hitler) y Mabus.

Hablando de Nostradamus, él situó el fin del mundo en 1999. En su obra encontramos el siguiente fragmento, en el que profetizó una guerra que acabaría con la humanidad:

“El año 1999, séptimo mes, vendrá del cielo un gran Rey de espanto. Resucitar al gran Rey de Angolmois, antes, después, Marte reinará por buen dicha”. 

A parte de estas teorías, encontramos otras más modernas como las que predicen nuestro final como consecuencia de escasez de recursos, calentamiento global, enfermedades, cometas...

Michel de Nostradame (1503-1566)


1 comentario:

  1. Está bien la entrada, pero deberíais ser un poco más críticos con este tipo de material. O al menos tomároslo un poco a broma; seguiría siendo interesante, y más ameno.

    Los de los manuscritos del Mar Muerto me ha recordado a Neon Genesis Evangelion, una serie japonesa en la que los humanos se enfrentan a unos bichardos gigantes llamados Ángeles usando biodroides también gigantes. Es un mindfuck de principio a fin.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...