domingo, 1 de abril de 2012

El viaje astral (I)



Un viaje astral, también llamado proyección astral, vendría a ser una experiencia mental subjetiva, consistente en una separación o desdoblamiento de aquello que llaman "cuerpo astral", el cual se separa del cuerpo físico, con el fin de acceder al plano astral.




Los entendidos en el tema dicen que al dormir se hace un viaje astral sin darnos cuenta, pues la mente trabaja a frecuencias muy bajas.

En principio, para hacer viajes astrales necesitamos utilizar técnicas de viaje astral, obteniendo verdaderas experiencias en algún tiempo.


Al realizar estas técnicas, se irán teniendo los síntomas del viaje astral.
Lo más habitual es verse dormido, aunque también podría accederse a otros lugares del plano astral.

Hay que señalar que puede llegar a ser impactante las primeras experiencias.
Los síntomas habituales de practicarlas, son mareos, cansancio, recuerdos de imágenes, voces...

Hay personas que que han permanecido clínicamente muertas y han experimentado durante algunos minutos este tipo de experiencias, pero también personas bien sanas han experimentado de forma espontánea.

Un viaje astral por tanto, permite superar los límites físicos.

La Sociedad británica de investigaciones psíquicas cuenta en sus archivos con numerosos testimonios y casos comprobados, entre los que incluso está el caso de un individuo que gracias a esta técnica, se pudo resolver un crimen de robo y asesinato.

Los testigos, dicen que se adquiere la forma de un fantasma, llegando a ver espectros, estructuras de energía, incluso pueden verse a otros individuos realizando un viaje astral a la vez.

También es curioso que en libros como la Biblia, se haga alguna alusión a este tipo  de eventos, señalándose que son experiencias cercanas a la muerte. Concretamente, la Biblia habla de "un cordón de plata que une el otro cuerpo al cuerpo físico", (Eclesiastés 12).

También se dice que en una experiencia extrasensorial, puede verse nuestro mundo, aunque alterado en ocasiones, como queriendo expresarnos algo.


¿Es peligroso?

Los que estudian este tipo de experiencias, a veces hablan de "quedarse colgados", pudiendo producirse la muerte, pues se rompería "el cordón de plata".

Es un poco polémica la discusión de si puede considerarse una droga o no, hay gente que se vale de algún tipo de estupefacientes para concentrase para lograr hacer una viaje astral, pero los testimonios de los adictos a las drogas carecen de mucha veracidad para los estudiosos del tema.



Un viaje astral, además produce unas taquicardias al volver al cuerpo, por lo que no es aconsejable a personas que padecen del corazón.

Sin embargo, la mayoría coinciden en que si se hace de forma sencilla, consciente y correcta, no tiene porqué haber peligro.

En otro post posterior, contaremos testimonios de personas que han realizado un viaje astral.

Pero mientras tanto, ¿alguno de vosotros a experimentado alguno?

2 comentarios:

  1. La verdad me encantaría experimentas alguno pero no se como si la creadora o creador del blog puede crear una entrada con lo que se supone que se debe hacer para realizar un viaje astral.

    ResponderEliminar
  2. Muchas veces me ha sucedido, pero salgo inconsientemente pero al regresar recuerdo lo que ha sucedido

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...